coachingCompetenciasSin categorizartiempo

¿Buscas el tiempo perdido? Tranquilo: vas a saber cómo encontrarlo

Chico sentado frente a laberinto con salidas

Algunos clientes quieren dar un cambio a su negocio, a su actividad profesional pero «no tienen tiempo«…¡para invertir en ellos! y empezar un servicio YUcoach (esperando a otro momento “más adelante”..en Enero…). Tienen todo el interés pero están tan agobiados ante la escasez de tiempo, que no terminan de arrancar. Y, como todo en la vida, el primer paso siempre es el más importante. Estamos hablando de cuadrar sus sesiones….7 sesiones…que en 2,5 meses…representan 1,6% de su tiempo…y en todo un año laborable supondría un 0,4%…; porque cuando un cliente invierte en un servicio YUcoach, lo realiza y finaliza, ya interioriza todo lo aprendido para el futuro a través de sus nuevas prácticas profesionales.

Un problema de carga mental

Lo que ocurre es que es normal que muchos clientes tengan tal dispersión y tanto “carga mental” que no son capaces de ver la luz al final del túnel. Que es exactamente lo que supone tomar la decisión de parar la rueda. Es la pescadilla que se muerde la cola; el círculo vicioso del que uno no sale, si no lo decide y lo frena en seco. Me refiero a dejar de dar vueltas sobre la misma rueda como un hámster año tras año. (no tengo tiempo, luego las circunstancias me arrastran, no me cunde el tiempo y hasta me termina atropellando.. porque no estoy a los mandos, no controlo, no llevo el volante; y claro, entonces el coche va tan desbocado como un caballo)

Y yo preguntaba (porque lo reconozco; me gusta provocar):

– ¿es que algunos venimos al mundo con 24 horas al día y otros con menos?

Claro, es evidente la sorna que contiene la pregunta por obvia.

– No, es que yo tengo una cantidad de llamadas de clientes que atender..

– No, es que yo tengo que estar tan pendiente de mi equipo.

– No, es que yo tengo hijos.

– No, es que yo tengo que hacer la compra…

– No, es que yo….

A esto es lo que yo llamo «es-que-zofrenia».

El factor Tiempo: ¿un recurso escaso o gestionable?

Señores, vamos a hablar de algo imprescindible en la vida: EL TIEMPO. SI ALGO HAY IMPRESCINDIBLE PARA VIVIR (trabajo incluido) ES EL TIEMPO. Sin vida no hay tiempo que valga y sin tiempo “disfrutando y disfrutado”, dentro o fuera del trabajo, no hay vida que merezca la pena ser vivida porque será más “morida” que vivida.

El pasado 13 de noviembre tuvo lugar el XIV Congreso Nacional para Racionalizar los Horarios Españoles, un evento organizado y promovido por ARHOE – Comisión Nacional para la Racionalización de los Horarios Españoles. ARHOE pretende concienciar a la sociedad sobre el valor del tiempo y la importancia de su gestión, y promover medidas que faciliten una racionalización de los horarios en España. Y remarcaba en el resumen, aspectos que están relacionados con la realidad empresarial y profesional en España y ese lamento de nuestros clientes:

“En el ámbito empresarial, está demostrado que ….lo que verdaderamente funciona es la responsabilidad del empleado/a y la confianza de quien ejerce la función de liderazgo.

«…Las largas jornadas de trabajo se asocian con mala salud mental, hipertensión arterial, insatisfacción laboral, falta de actividad física en el tiempo de ocio, tabaquismo y horas de sueño insuficientes. Como soluciones que se pueden adoptar en el entorno laboral se propone: mayor organización del trabajo, contribución al conocimiento y a la adquisición de hábitos saludables, prevención de los riesgos psicosociales, herramientas personales con las que combatir el estrés e implementación de políticas de conciliación. En el entorno personal las soluciones pasan por la gestión del tiempo, corresponsabilidad familiar, prestar atención a los descansos y practicar actividad física de forma progresiva.”

¿Es posible y realista administrar el tiempo hoy?

A ver: que levante la mano el empresario/emprendedor que tenga horarios racionales y sea ejemplo para sus equipos…ejem, ejem..: que les diga a las personas que trabajan con él/ella que son capaces de organizarse mejor como para tener tiempo para sus aficiones, la familia o los amigos. O que les consulte qué necesitan para organizarse mejor…; o incluso que lleguen a casa a una hora «razonable». Nadie ha dicho que sea fácil pero sí posible.

Algunas empresas como YUcoach e Idreal suscribimos el  Manifiesto por la Conciliación y la Corresponsabilidad de Arhoe porque estamos realmente comprometidas con hacer las cosas de otra manera y hacerlas muy bien; tenemos iniciativas reales que funcionan, y hemos construido servicios para que los clientes sean conscientes del valor de su tiempo, de todo lo que pueden hacer, y que en muchas ocasiones son un llamado de atención para cualquier dueño, gestor, responsable empresarial, o CEO de hasta la mayor corporación que puedas imaginar.

El valor de nuestro tiempo está en qué y cómo lo usamos

En definitiva, se trata de dar mayor valor al tiempo. Para DAR MAYOR VALOR A NUESTRA VIDA. Porque como decía José Luis Sampedro: “El tiempo no es oro. El oro no vale nada. El tiempo es la vida”. Y no puedo estar más de acuerdo: el mayor vividor es quien es dueño de su tiempo, quien tiene los mandos en sus manos y decide pilotar para decir eso de “me gusta conducir”. Desde hoy, desde ya, puedes sentirte algo dueño de tu vida. Como empresa, como CEO, directivo, responsable de otros, puedes contactar con YUcoach y poner remedio. Cuéntanos si eres el titular de tu despacho, el socio, si eres madre, si eres gerente de una pequeña empresa…y empieza por ser propietario de tu tiempo. Administrar y gestionarlo mejor que cualquier recurso que tengas es responsabilidad y oportunidad tuya. Y te aseguro, que si lo haces, siempre tendrás el saldo a tu favor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *